MENÚ
ACCESO/REGISTRO

¿Qué es y cómo funciona una calculadora de embarazo?

Embarazo septiembre 7, 2018 · ¡Haz el primer comentario!
¿Qué es y cómo funciona una calculadora de embarazo?
bebitos
bebitos

El funcionamiento de una calculadora de embarazo es muy sencillo. La fecha del parto se determina a través de un cálculo bastante simple, solo tienes que sumar 280 días (40 semanas),  al primer día de tu última menstruación (suponiendo que el ciclo menstrual es de 28 días).

Ten en cuenta que tu última ovulación y menstruación se cuentan como las dos primeras semanas de embarazo. Por lo que una calculadora de ovulación puede ser de gran utilidad para saber el ciclo exacto de ovulación y así saber cuándo te quedaste embarazada. Si no tienes en cuenta estas dos semanas, pensarás que tu bebé tendrá 38 semanas en la fecha del parto y no 40.

¿Qué necesitas saber?

De media, solo el 5% de los nacimientos tienen lugar exactamente en la fecha estimada. La mayoría nacen una semana antes o una semana después de la fecha establecida, ya que un embarazo normal puede durar entre 38 y 42 semanas.

¿Cuándo saldré de cuentas?

Si bien una calculadora de los ciclos de ovulación puede ayudarte a hacer un seguimiento de tu ciclo de ovulación, la calculadora de embarazo, se utiliza como una guía del progreso del embarazo, así como del crecimiento y el tiempo del bebé.
Para aquellas que no lo sepáis, el término médico que hace referencia a la «fecha de vencimiento del embarazo» es EDD, o fecha estimada de parto, lo que significa que la fecha que te da tu médico es simplemente orientativa. Dado que cada embarazo es único y tu bebé nacerá cuando esté listo. Asegúrate de hablar con tu médico, para que te aclare todas las dudas que tengas a este respecto.
Como parte de tu atención prenatal, tu médico también te realizará un seguimiento a través de ecografías y pruebas, que le ayudarán a determinar la fecha del parto con más precisión.

¿Existen otras formas para saber la fecha exacta del parto?

Hay diferentes formas con las que un médico puede determinar cuál será la fecha en la que tu bebé puede nacer.

1. El tamaño del útero: este factor es uno de los que determina la fecha final, en las primeras pruebas con tu ginecólogo.
2. Un ultrasonido temprano: esto ayuda a que se pueda determinar una fecha final con muchas más precisión.

¿Es normal qué el parto se retrase de la fecha prevista?

Sí, es muy común. La mayoría de los bebés nacen entre la semana 37 y la 41 de embarazo, como hemos dicho al principio del artículo, lo normal es que nazcan una semana antes o después de la fecha establecida. Si tu embarazo dura más de 42 semanas (294 días), recibe el nombre de embarazo prolongado.

No es algo tan extraño, ya que entre el 5% y el 10% de las mujeres tienen este tipo de embarazo, y no hay porqué preocuparse, ya que simplemente se debe a que tu bebé necesita unos días más para alcanzar la madurez necesaria.

¿Puede cambiar la fecha en la que salgo de cuentas?

Si bien no es motivo de preocupación, tu médico puede ir cambiando la fecha del parto, por varias razones, a medida que progresa tu embarazo.
Algunas de las razones por las que esto puede pasar son:

1. Síntomas tempranos del embarazo
Los primeros síntomas del embarazo, como por ejemplo la sensibilidad a los olores y tener el pecho sensible, pueden aparecer unos días después de la concepción, mientras que otros, pueden aparecer alrededor de una semana después de que el óvulo sea fecundado.
Otros síntomas como son la frecuencia con la que vas al baño, a menudo, aparecen aproximadamente dos semanas después de la concepción. Dicho esto, los síntomas del embarazo aparecen en diferentes momentos, es decir, no en todas las mujeres son iguales; algunas experimentan muy pocos síntomas o incluso ninguno hasta unas semanas después de quedarse embarazadas.

Los primeros síntomas más comunes son:
– Sensibilidad a los olores
– Hinchazón y sensibilidad en los pechos
– Areolas más oscuras
– Fatiga
– Sangrado o pérdidas
– Náusea
– Necesidad de ir al baño con más frecuencia
– Temperatura elevada

Igualmente, si crees que estás embarazada, lo primero que debes hacer es ponerte en contacto con tu ginecólogo y que él sea el encargado de hacerte las pruebas necesarias, ya que este artículo es meramente informativo.

¡Haz el primer comentario!